Participa denuncia un retraso de 7 meses en la ampliación del ‘bonobús solidario’

En enero, el pleno municipal, a instancias de Participa Sevilla e IU, aprobó una modificación que ampliaba esta tarjeta a quienes no hubieran trabajado en el último año más de 45 días y cumpliera el resto de requisitos.

“Este retraso demuestra la mínima sensibilidad social del Gobierno socialista ante las duras condiciones de vida de miles de personas en Sevilla”, ha denunciado Cristina Honorato. En el mismo comunicado de prensa, Participa ha recordado que la ciudad cuenta con algunos de los barrios más pobres de todo el Estado, así como una tasa de paro superior a la media estatal. “Existen muchas formas en las que trabajar para acabar con las desigualdades sociales y facilitar la movilidad a quienes no tienen recursos económicos es una de ellas”, según la portavoz adjunta de Participa.

“Este es uno más de los innumerables incumplimientos de los acuerdos plenarios que está realizando el PSOE”, ha reconocido la edil, ya que la moción que en enero logró el apoyo de todos los grupos municipales exigía que se iniciase en el plazo máximo de un mes una modificación puntual de la ordenanza reguladora de los precios públicos de TUSSAM.

Si se hubieran cumplidos los plazos previstos, según la formación verde morada, desde mayo ya deberían haber entrado en vigor las nuevas condiciones para que un mayor número de personas con problemas económicos se pudieran beneficiar de esta tarjeta solidaria. “Sin embargo, ni siquiera se ha iniciado este proceso que desde que se inicie tardará tres meses en aplicarse. ¿A qué espera el Gobierno? ¿O no lo piensa aplicar? ¿Va a esperar a qué se aprueben las nuevas ordenanzas de 2018 para incluir esta simple modificación?”, se ha preguntado la portavoz adjunta de Participa Sevilla.

En las ordenanzas de 2017, gracias a las propuestas que realizaron tanto Participa, como otros grupos municipales, se mejoraron las condiciones para lograr esta tarjeta. De esta forma, se amplió el número de personas que podían optar al ‘bonobús solidario’, ya que se eliminó la obligación de esperar un año antes de volver a solicitar este tarjeta a quienes hubieran renovado el título siete veces en los últimos cinco. Además, se retomó que el baremo de la situación económica exigido fuera individual y no familiar.

A pesar de estos cambios que entraron en vigor el 1 de enero, las protestas y las quejas de decenas de personas continuaron. Actualmente, cualquier persona que haya trabajado un solo día en el último año, ya no puede optar al ‘bonobús solidario’. “Un plazo totalmente abusivo”, ya que no considerar ‘desempleado’ a quien haya trabajado en el último año 20, 30 o 40 días es una “total aberración”.  Ante esta situación, en el pleno de enero, Participa e IU lograron que de esta tarjeta solidaria se pudieran beneficiar quienes hubieran trabajado hasta 45 días en el último año.

Además, también en esta misma petición de cambios, desde ambas formaciones, se exigía que se simplificara la tramitación y la documentación que se exigía, ya que todos los datos que se exigen constan en registros de la administración pública.

Por último, Honorato ha insistido en el pasotismo que demuestra este gobierno. “Es increíble que un sencillo trámite burocrático como éste, que podría favorecer a centenares de personas que tienen graves problemas económicos, el Gobierno de Espadas lo tenga guardado en un cajón desde enero”, ha concluido Honorato.