Foto de https://www.somenergia.coop/es/

Participa pide al Ayuntamiento que se incorporen medidas de eficiencia energética a la licitación pública tal como pide la cooperativa SOM Energía

En una valoración que ha realizado la cooperativa de energía verde SOM Energía al pliego del concurso abastecimiento eléctrico público del Ayuntamiento de Sevilla recomienda que la empresa adjudicataria tenga el calificativo de clase A, que se incorporen clausulas sociales, que se repartan en lotes para que las comercializadoras más pequeñas puedan concursar o que se implementen las medidas de eficiencia energética que ya se hacen en otras ciudades. Participa considera que están en la línea de lo aprobado en el Pleno de Mayo   

La cooperativa de consumo de energía verde sin ánimo de lucro, SOM Energía, dedicada a la comercialización y producción de energía de origen renovable, ha realizado toda una serie de consideraciones acerca de la licitación del contrato municipal para suministro eléctrico de sus instalaciones y alumbrado público de la ciudad que ha sacado a concurso el Ayuntamiento de Sevilla, que proviene de una moción que se aprobó por unanimidad en el Pleno celebrado el pasado 25 de Mayo, a propuesta de una moción de Participa. Entre las consideraciones que hace SOM Energía está que la empresa comercializadora cuente con el Etiquetado A de la Electricidad como garantía de que sólo distribuye energía verde, ya que en la actual licitación, sólo se exige que la empresa genere energía verde en una cantidad equivalente a la que se somete a concurso, cuestión que ya se recogía en este acuerdo de Pleno y que Participa pidió en el último pleno de Julio que se implemente en la licitación sacada a concurso. Ahora SOM Energía considera que esto muestra que el compromiso de la corporación con el impacto medioambiental de la energía no está al mismo nivel que otras ciudades como Madrid o Barcelona.

Pero sobre todo, la cooperativa eléctrica cree que esta falta de compromiso se demuestra en que  no se ha incorporado medidas de eficiencia energética como cambiar las bombillas convencionales de mayor consumo eléctrico por bombillas led de menor consumo y mayor eficiencia energética, tal como otras ciudades están ya haciendo. SOM considera que esta modificación podría suponer un ahorro energético de más del 50% en las facturas contando con que sólo una mínima parte del alumbrado, menos del 10%, usa led. Además, a propuesta de SOM, el Ayuntamiento podría ahorrarse dicha inversión porque se podrían utilizar estas licitaciones para que las comercializadoras hiciesen, a su cargo, las inversiones correspondientes para dicha modificación, ya que podrían compensar las inversiones realizadas en un plazo inferior a los 4 años de prórroga contemplada en la licitación. Para SOM la eficiencia energética sería de 32.978.000 kwh, un 60% en ahorro de consumo eléctrico, y una reducción de unas 9.880 toneladas al año en emisiones de CO2.

Participa está de acuerdo con esta propuesta y la defenderá tras la vacaciones. Para Julián Moreno, concejal de Participa, esta propuesta “es muy buena porque mejora en la calidad del alumbrado y la contaminación lumínica, además de que, como SOM explica, reduce los gastos de mantenimiento, al alargar la vida útil de las luminarias. No entenderíamos que el gobierno socialista se niegue a un ahorro de, al menos, 1 millón de €uros al año durante el periodo de adjudicación, y de más de 4 millones al año en los siguientes años. A lo que habría que añadir la creación de puestos de trabajo para hacer el cambio.”

Medidas para la lucha contra el cambio climático

También objeta SOM que dicha licitación no se haya hecho por lotes para que las comercializadoras más pequeñas puedan acceder al concurso y mejorar, por tanto, la especialización y ofertas. También que no se recojan las clausulas sociales como las de cumplimiento con derechos laborales, de conciliación familiar, de igualdad de género, de impacto medioambiental o que no se hayan incorporado condiciones para la formación de técnicos del Ayuntamiento, o empresas, para combatir la pobreza energética y extender el uso del bono social, que calcula SOM en un posible ahorro de 2,5 millones de € al año en el pago de las facturas a las personas desfavorecidas. Todas estas medidas de eficiencia energética, como por ejemplo potenciando el autoconsumo mediante la optimización de las instalaciones solares en los edificios municipales, o la alfabetización energética de la ciudadanía, que ahora propone SOM, estaban ya recogidas en el acuerdo alcanzado en Pleno y se inspiran en una lógica de lucha contra el cambio climático.

“Las consideraciones y propuestas de SOM son todo ventajas, pero teniendo en cuenta la falta de compromiso del este gobierno con el medio ambiente, mucho no tememos que este gobierno municipal las rechazará”, explica Julián Moreno. “Precisamente cuando más necesitamos un compromiso efectivo con las energías renovables y rebajar la producción de energía fósil para detener las subidas de temperaturas con el cambio climático y sus desastrosas consecuencias para la vida.”