Participa reclama que se impida la circulación de los VTC en zonas restringidas al transporte público

Tras una reunión con la nueva dirección de Elite Taxi Sevilla, Julián Moreno ha pedido al delegado de Movilidad Juan Carlos Cabrera que deje de beneficiar con su pasividad a empresas privadas, como las VTC, y defienda lo público, en este caso al taxi.

El concejal y diputado de Participa Sevilla, Julián Moreno, ha mantenido un encuentro con la nueva dirección de Elite Taxi Sevilla. En esta cita, en el que participaron por esta organización Pedro López,  Rafael Baena y Jesús Martín, este grupo de taxistas entregó a la formación verde morada un completo informe en el que denuncian centenares de ocasiones en los que ‘vehículos de transporte con conductor’ (VTC) de empresas como Uber y Cabify incumplen las normativas de circulación y transitan tanto por el casco histórico en zonas restringidas y solo permitidas a autobuses y taxis, así como por los carriles bus taxi de toda la ciudad.

“No se puede tratar igual a los diferentes. No tiene ningún sentido que de forma totalmente irresponsable, el Gobierno socialista le dé un trato de favor a estas multinacionales en Sevilla, mientras que tributan en paraísos fiscales y aumentan la precariedad laboral”, ha lamentado el también diputado provincial, que ha recordado los innumerables controles que los taxis tienen que pasar para poder circular, mientras que los VTC tienen una regulación mucho más laxa.

En este encuentro, además, integrantes de Élite Taxi le trasladaron al concejal hispalense su impotencia al comprobar cómo la propia policía local permite el acceso a espacios restringidos a los VTC “por órdenes de arriba”. “¿Por qué se les da este trato de favor? De ser así, no entendemos como desde el Gobierno se pueda dar este tipo de órdenes y continuamente se dan golpes de pecho para reivindicar que la ley siempre hay que cumplirla”, según Moreno.

En este sentido, Moreno ha apostado por incrementar los controles para evitar que vehículos que no tienen permiso ni circulen por el centro, ni circulen por los carriles bus-taxi que existen por toda la ciudad. Además, también se suma a la exigencia de los taxistas de controlar que los VTC no incumplan también la normativa captando clientes sin haberlos precontratados previamente o que se encuentren esperando en paradas de taxi o fuera de sus bases de estacionamiento.

Por otro lado, desde Participa Sevilla recuerdan su apuesta por reducir al máximo el tráfico en el Casco  Antiguo. “Hace muy poco el Gobierno de Espadas se negaba a declarar el centro como Zona Residencial y limitar la velocidad a 20 km/h como fase previa a una restricción masiva del tráfico como el propio Espadas defendía en su programa electoral de 2015”, según Moreno, que ha recordado también que recientemente se hacía público un nuevo sondeo donde la mayoría de la ciudadanía apoya la prohibición del tráfico en el centro de Sevilla.