Participa vuelve a exigir poner en marcha la Mesa de Negociación de la Vivienda para solucionar el problema de los desahucios

Participa advierte que existe otro desahucio en marcha en el Distrito de Nervión de un bloque de viviendas ocupado en régimen de alquiler social sin que el Ayuntamiento haya puesto en marcha las medidas antidesahucios aprobadas para atajar la problemática de la Vivienda. Según Cristina Honorato, edil de Participa, este caso es una clara muestra de que la mesa de Negociación podría dar solución a este problema. 

Participa denuncia que los organismos encargados del Ayuntamiento, servicios sociales ni la Oficina de la Vivienda Digna (OMVD), no están proponiendo ninguna solución o alternativa al desahucio que está en marcha de ejecución de dos viviendas en régimen de alquiler social de un bloque ocupado con cinco familias, ocho menores, tres de ellos menores de un año, cerca de la Gran Plaza en Nervión, y que viven en condiciones muy precarias ya que el edificio, propiedad de La Caixa, no tiene cédula de habitabilidad con lo que no acceden ni a luz ni a agua. Este edificio fue ocupado en el 2010, en plena ola de la crisis, convirtiéndose en la Corrala Esperanza, que tras un periplo de años de lucha consiguió, en negociaciones con La Caixa, un alquiler social para dos de las viviendas por 2 años prorrogables a 3 años. Ahora, ante el impago del alquiler de esas dos viviendas a causa de la pobreza, Building Center, inmobiliaria de La Caixa, quiere recuperar el bloque de viviendas para venderlo.

Para la concejala de Participa, Cristina Honorato, “este caso es una clara muestra de que si se pusieran en marcha las medidas aprobadas en Pleno para garantizar la vivienda digna se podrían resolver todos los casos. En este caso, si la OMVD constituyera una Mesa de Negociación sentando a la propiedad, La Caixa, junto a las familias afectadas, podría buscarse posibles alternativas que garanticen una vivienda a estas personas. Una de ellas es que el Ayuntamiento podría captar este bloque de viviendas en régimen de alquiler social negociando con la propiedad.” El Ayuntamiento se ha quejado en diversas ocasiones de no disponer de viviendas en régimen de alquiler social públicas suficientes para dar una alternativa habitacional a todas las familias que lo necesitan y por ello Cristina Honorato apunta que “esta fórmula, la de captar vivienda vacía de propiedad privada para alquileres sociales, es la mejor y más adecuada para solucionar la escasez de la bolsa de viviendas por parte del Ayuntamiento. Máxime cuando hay 30.000 mil viviendas vacías en Sevilla. Les conminamos a que lo pongan en práctica porque ya se han comprometido a ello en varias ocasiones”

Por otro lado, la edil de Participa cree además que “La Caixa debe tratar de dar una solución a estas familias también y no desentenderse de ellas porque es responsable directa de la problemática de la vivienda con la especulación pasada y con la actual de los pisos turísticos. Podrían seguir ofreciendo un alquiler social para el bloque entero, eso sí con cédula de habitabilidad, tal cómo se negoció en su momento con dos vecinas en pleno auge del movimiento de la vivienda con Las Corralas.” Participa no entiende por qué cuesta tanto poner en marcha las medidas aprobadas como la Mesa de Negociación de la vivienda que darían solución a la cantidad de desahucios existentes, pero “de nuevo vemos que no han hecho nada para buscar una solución habitacional a este caso, es desesperante la inacción de la OMDV y su falta total de mediación”, apunta Cristina Honorato. “El ayuntamiento es el organismo responsable de garantizar los derechos de toda la vecindad de Sevilla, y por ello debe exigir a la propiedad que cumpla con la función social de la vivienda, no sólo especulativa, no puede haber un bloque alquilado sin la cédula de habitabilidad, sin luz ni agua y malviviendo las familias con menores. Luego se les llena la boca de que estamos en el espacio europeo de los derechos humanos”.

Para Participa es urgente que el Ayuntamiento ponga en marcha esa mesa de Negociación antes de que se vuelva a una situación habitacional más crítica e insostenible que la que ya tenemos estimulada por la nueva burbuja inmobiliaria de los pisos turísticos. “Los casos de desahucios como los de estas últimas semanas, y más ahora antes de las vacaciones, no dejan de producirse y entendemos que el Ayuntamiento pueda verse desbordado como administración y recursos escasos, pero por eso insistimos tanto en que deben buscar soluciones no sólo con más parque de vivienda pública interviniendo el sector privado, como ha pedido el Defensor del Pueblo Andaluz, sino que se pongan en marcha las medidas anti desahucios, nos duele la boca de recordárselo”, explica la concejala de Participa.

Para la formación verde morada, en una ciudad donde hay casi 4 deshaucios al día y se intensifican ahora en Julio, en la que se producen 1.841 procesos judiciales en 2017, un  20% más que el año anterior, y donde el INE volvía a ratificar que los 3 barrios más pobres del Estado Español están en Sevilla, afrontar la emergencia habitacional y social, tal como pide el Defensor del Pueblo Andaluz a las administraciones, debe ser una prioridad para Sevilla y desde un inicio así lo hizo constar en los pactos de investidura con el PSOE y en los diferentes presupuestos municipales aprobados hasta ahora.